Durante un acto oficialista en Caracas, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, respondió a las advertencias realizadas el pasado fin de semana por el jefe de Estado norteamericano, Donald Trump, sobre una posible "opción militar" en el país caribeño. Frente a sus seguidores, el mandatario chavista ordenó a sus fuerzas armadas realizar "ejercicios militares de defensa".
"Un ejercicio nacional cívico militar de defensa integral armada de la patria venezolana que se dará sábado 26 y domingo 27 de agosto en todo el territorio nacional", anunció Maduro.
"Este pueblo está decidido a enfrentar a los extremistas, supremacistas y racistas de Estados  Unidos; y derrotarlos con el coraje, valentía, y fuerza que nos hacen ser orgullosos de ser venezolanos", agregó.
El acto se produjo en las inmediaciones del palacio presidencial de Miraflores, donde se instaló una tarima con un mensaje escrito en letras grandes: "Fuera Trump de América Latina".
Donald Trump no descartó una opción militar en Venezuela
Donald Trump no descartó una opción militar en Venezuela
El presidente bolivariano, asimismo, calificó de "desproporcionadas, altisonantes y groseras" las advertencias de Trump, y advirtió que al pueblo venezolano "no lo intimida ni lo derrota nadie".
Agradeció, además, a los países que expresaron su apoyo a la dictadura chavista, como Irán, Rusia y China, entre otros.
Maduro, por su parte, pidió a la Comisión de la Justicia y la Paz de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) iniciar "un proceso ante los vende patria que han salido a pedir la intervención de Venezuela y a apoyar la amenaza de Donald Trump contra la paz de la república".
"Los únicos que no se han pronunciado ustedes saben quiénes son. Es insólito, incomprensible", aseveró, al tiempo que criticó un comunicado de la alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) por considerar que justifica la "amenaza" y lo calificó de "miserable" y "vende patria".
INFOBAE