Wednesday, February 15, 2017

PELOTEROS CUBANOS PAGARON ENORMES SUMAS PARA SALIR DE LA ISLA. CUBANOS VARADOS EN MÉXICO SON OBJETO DE SECUESTROS, ESTAFAS Y DEPORTACIÓN

 Dos peloteros cubanos dicen haber pagado más de 300.000 dólares para salir de la Isla
El pelotero cubano Reinier Roibal.
Agencias | Miami | 15 de Febrero de 2017
Dos peloteros cubanos dijeron a un jurado federal que pagaron decenas de miles de dólares a una red de contrabandistas que, de acuerdo con los fiscales, era supervisada por un agente deportivo de Florida y por un cazatalentos, reporta la AP.
Los peloteros Jorge Padrón y Reinier Roibal dijeron el martes al jurado en Miami que entregaron parte del dinero que se les había pagado como bonificación por firmar contratos. Relataron la forma en que fueron llevados en lanchas rápidas desde Cuba hasta Cancún, México, para entrenar mientras esperaban la documentación necesaria para llegar a Estados Unidos, donde eventualmente suscribieron convenios lucrativos como agentes libres.
Ambos jugadores testificaron en el juicio del agente Bartolo Hernández y del cazatalentos Julio Estrada, acusados de contrabando de inmigrantes y complot. Hernández y Estrada aseguran que su negocio era legítimo.
Los jugadores dieron cuenta sobre los pagos que los contrabandistas hicieron a una organización criminal mexicana, identificada por los fiscales como el cartel de narcotráfico de Los Zetas, y la violenta desaparición de uno de los líderes de la red de contrabandistas, Joan Nacho García.
Roibal es un pitcher que firmó inicialmente con los Gigantes de San Francisco por 425.000 dólares en 2010, pero que ahora pertenece a los Dodgers de Los Ángeles. Dijo que García se reunió con él en Cancún en 2009, y que llevó para encontrarse con Hernández. En Cuba, devengaba unos 20 dólares mensuales jugando béisbol.
Roibal testificó que García le iba a ayudar a conseguir la oportunidad que estaba buscando.
Cuando le preguntaron sobre cuál era la oportunidad, Roibal replicó que era jugar béisbol y mejorar la situación económica de su familia.
Roibal declaró que había pagado a los acusados unos 170.000 dólares, tomados del bono por firmar con los Gigantes de San Francisco. Padrón habría entregado 140.000 dólares luego de llegar a un acuerdo con los Medias Rojas de Boston.
Añadió que se sorprendió de que la red de contrabandistas —que operaba en la sede la academia Baseball Stars en México— podía sacarles semejante tajada de dinero. Señaló que no tenía idea alguna de lo que ocurría, y que ignoraba que esa era un cuantioso monto de dinero.
Roibal mencionó que estaba presente, sentado en el asiento delantero de un automóvil, cuando desconocidos se le acercaron a Nacho en un astillero de Cancún.
"¿Pudo ver a esos individuos cuando agredieron a Nacho?, preguntó el fiscal Michael Pat Sullivan.
Roibal relató que escuchó disparos, se volteó y pudo ver lo que pasaba. No dio más detalles.
Buena parte del testimonio de los jugadores se concentró en los papeles de residencia en un tercer país y que son necesarios para firmar con un club de las Grandes Ligas. Según los fiscales, esa documentación estaba repleta de falsedades. Tenían que demostrar que habían salido de Cuba —donde estaban restringidos por el embargo económico de Estados Unidos. El fin era poder firmar contratos como agentes libres en vez de entrar al draft amateur de MLB, en el que recibirían menor dinero.
Sobre los papeles de residencia mexicanos, por ejemplo, el oficio de Padrón fue de "hojalatero". Padrón testificó en el juicio que nunca hizo ese trabajo. El oficio de Roibal fue de "soldador independiente".
Padrón mencionó que los jugadores cubanos solían bromear sobre los empleos que aparecían en la documentación con sus nombres.
"¿Trabajó alguna vez cuando estuvo en Cancún?", preguntó Sullivan.
"No", respondió Padrón.
Roibal señaló que solo le entregaban los papeles, la mayoría en inglés, y le pedían su firma.
Los abogados de Hernández y Estrada le indicaron previamente al jurado que su negocio era legítimo y que no participaron en el contrabando de jugadores cubano o falsificaron documentos. No se sabe si los dos testificarán.
Se espera que más jugadores cubanos sean testigos en el juicio, posiblemente estrellas como José Abreu (Medias Blancas de Chicago), Yoenis Céspedes (Mets de Nueva York) y Adeiny Hechevarría (Marlins de Miami). El juicio debe prolongarse durante varias semanas más.
---
ODISEA DE CUBANOS EN MEXICO


Cubanos esperan en la línea fronteriza de Nuevo Laredo (México) con territorio estadounidense.
Cubanos esperan en la línea fronteriza de Nuevo Laredo (México) con territorio estadounidense.
 Martinoticias
Pablo Alfonso
15 de febrero, 2017
Mientras mantienen viva la esperanza de poder ingresar legalmente a Estados Unidos, cientos de cubanos enfrentan todo tipo de peligros en manos de coyotes y funcionarios corruptos.
Los centenares de cubanos varados en México sin poder llegar a la frontera de Estados Unidos luego de que el expresidente Barack Obama puso fin a la política "pies secos, pies mojados" hace un mes, enfrentan desde entonces la amenaza de deportación, la extorsión y hasta el secuestro.
Del otro lado de la frontera, los cubanos que cruzan ilegalmente a Estados Unidos enfrentan también otro temor: la deportación inmediata a la isla si no pueden demostrar una razón política fundada para recibir asilo.
Este martes, el periódico El Diario de Nuevo Laredo publicaba en su primera plana una noticia hasta ahora inusual: 79 cubanos cruzaron de vuelta a Nuevo Laredo desde Estados Unidos, por temor a ser deportados.
“Por decisión propia cruzaron a territorio nacional (…) a consecuencia de que las autoridades norteamericanas les notificaron que su estancia en la Unión Americana era ilegal, ya que estos no cumplían con los requisitos para ser considerado asilados y en consecuencia su permanencia era ilegal”, afirmó a El Diario el licenciado José Carmona, titular del Instituto Tamaulipeco para el Migrante.

Primera Plana de El Diario de Nuevo Laredo, México
Primera Plana de El Diario de Nuevo Laredo, México
Por otro lado, el periodista, Rafael Victorio Ruiz, del diario Cuarto Poder, de Chiapas, dijo en su columna Escenarios que hay un proceso de investigación en marcha “al interior del Centro de Derechos Humanos Fray Matías de Córdova, donde se ha iniciado una pesquisa y en caso de encontrar responsabilidades de alguno de sus integrantes procederá a iniciar acciones judiciales inmediatas”.
“Presuntos integrantes de organismos no gubernamentales que se dedican a la protección de migrantes han sido acusados de lucrar con el dolor de decenas de cubanos a los que prometieron conseguirles los documentos ante el Instituto Nacional de Migración (INM) para que pudieran continuar su camino hacia los Estados Unidos, pero resultó todo un fraude”, asegura l columnista.
Las denuncias involucran a supuestos abogados que han cobrado miles de dólares a los migrantes cubanos para regularizar su estatus migratorio en el país azteca, en lo que hasta ahora parece ser una estafa.
Un reportaje publicado este martes en El Nuevo Herald asegura que algunos familiares en Estados Unidos que han contratado servicios legales en Tapachula para evitar la repatriación de los varados se quejan de la lentitud de los procesos e incluso de estafas.
“El abogado José Roberto Escobar Ross interpuso, supuestamente, un recurso de amparo para que nuestros familiares no fueran repatriados a Cuba. Nos exigió el pago de $120. Hasta el día de hoy siguen detenidos”, dice en Miami Karla Ramírez, novia de uno de los retenidos en Tapachula.
Escobar, vía telefónica, explicó al diario que tiene en sus manos los 59 recursos de amparo para cubanos, y que hace todo lo posible para que salgan en libertad cuanto antes.
“El juez le dio a Migración tres días para solucionar el caso de los cubanos pero hasta ahora no vemos respuesta, ni siquiera los han liberado”, dijo.
Una funcionaria no identificada citada por El Nuevo Herald explicó que los cubanos retenidos en la Estación Migratoria Siglo XXI, en Tapachula, permanecerán en esa situación “hasta que no se haya celebrado el juicio y un juez determine” su suerte.
“No es culpa del INM que estén detenidos. Por ley, estas personas no pueden ser liberadas hasta que no se celebre el juicio. A México le cuesta que estas personas estén ahí, hay que alimentarlos, cuidarlos y demás”, añadió.
En una entrevista realizada por el periodista Ruben Zúñiga, del Diario del Sur, a varios cubanos varados en Chiapas, estos aseguraron que “grupos delictivos como “Los Zetas” secuestran a migrantes y cobran hasta 10.000 dólares por su liberación”.
Infórmate aquí: Todo lo que necesitas saber sobre los cambios en la política migratoria de Estados Unidos hacia Cuba.
“México no es un país donde todos son santos, si vas para Nuevo Laredo, sabemos que ahí están ‘los Zetas’ y lo que hacen es la extorsionarte, te cogen, le piden dinero a la familia y extorsionan”, dijo un cubano identificado como Rigoberto Narro Pérez.
“Hay miedo de que nos secuestren en la frontera norte de México. Hace unos días llamaron unos muchachos que los quisieron secuestrar en Nuevo Ladero. Se tuvieron que esconder en un albergue, porque si no los secuestran y los extorsionan. Hemos escuchado las historias de otros migrantes y nos dicen que piden de 1.000 hasta 10.000 dólares para dejarte con vida”, agregó.
(Con información de El Nuevo Herald, El Diario de Nuevo Laredo, Diario del Sur y Cuarto Poder)

No comments:

Post a Comment